• 1

500 años de la Reforma Protestante

reformaINTRODUCCIÓN
Todo lo que hay en nuestro mundo cambia, pero Dios, en toda su esencia, permanece inalterable, no cambia, es hoy el mismo que fue ayer y el mismo que será mañana (Salmo 102:12, Hebreos 13:8). Algo parecido sucede con la Reforma Protestante iniciada por Lutero que, aunque han pasado 500 años, el espíritu de renovación con el que nació sigue vigente.

Por lo que pienso que esta próxima celebración debe ser mucho más que una conmemoración histórica que fortalezca nuestra identidad; tenemos la oportunidad de despertar juntos con un mismo sentir y dar un testimonio vivo de Cristo en medio de esta sociedad de siglo XXI. Debemos manifestar a nuestro salvador con denuedo y libertad, ensalzándolo, honrándolo y glorificándolo como lo que es Él (Romanos 14:8).

También es de vital importancia concienciarnos de la excelencia de la Reforma para la iglesia y para el mundo.

LA REFORMA SIGUE VIVA
La sola fe y la sola gracia son la base esencial del Evangelio de la Reforma; por contra, el Evangelio que se predica hoy en algunas iglesias está muy lejos de esa esencia que redescubrió el movimiento reformista. Son muchas las conversiones que se producen, sí, pero, también, son muchos los que caen en personalismos, tradiciones y costumbres, —supuestamente doctrinales, pero no bíblicas—, situándose muy lejos del Evangelio verdadero.

De la misma manera me pregunto: ¿Por qué teniendo una misma fe, un mismo Señor, un mismo bautismo y una misma Biblia, existe tanta diversidad de creencias, dogmas y prácticas religiosas? ¿Por qué tantas denominaciones evangélicas? Evidentemente, la respuesta es aparentemente sencilla: La Santa Palabra de Dios es inspirada, inerrante e infalible y no admite interpretaciones caprichosas ni personales que nos puedan conducir al error. Por consiguiente, no hay posibilidad de mal entender las Escrituras. Por esta razón, la Reforma debe continuar y debe seguir viva por siempre.

SOMOS LIBRES PARA LA LIBERTAD
«El cristiano es libre señor de todas las cosas y no está sujeto a nadie. El cristiano es servidor de todas las cosas y está supeditado a todos». Martín Lutero (La libertad cristiana -1520)

Además de la doctrina del Evangelio de la gracia y la fe en Jesucristo como requisitos para la salvación (Efesios 2:8-9), la Reforma proclamó la libertad del cristiano —por medio de Cristo— en contraposición a la carga impuesta por decreto eclesiástico sobre cada pecador. De esta forma, cada individuo era obligado a tomar una decisión para hacerse merecedor de su salvación, lo cual es todo lo contrario: un don inmerecido a pecadores que, por naturaleza, no quieren venir a Cristo para tener vida (Jn. 5:40).

Hoy en día, esa libertad se intenta sustituir con ciertos ritos o prácticas ―no bíblicas, la mayoría de las veces― que desplazan la gracia del Evangelio de Jesucristo: «Por gracia sois salvos», dice Pablo en Efesios 2:8.

Pero, dejando a un lado este asunto doctrinal, en este 500 aniversario de la Reforma debemos mantener un firme compromiso en la proclamación de las 5 solas de este movimiento histórico-religioso iniciado por Lutero: Sola Scriptura, Sola Fide, Sola Gratia, Solus Christus y Soli Deo gloria. Así, como, también, vivir «firmes en la libertad con que Cristo nos hizo libres» no estando «sujetos al yugo de esclavitud» (Gálatas 5:1), y no confundiendo esta libertad sobre el pecado, con libertad para pecar.

DESDE OTRO ÁNGULO
Hay, según otros autores y teólogos, más valores que no debemos ignorar en este V centenario de la Reforma. Según Juan Carlos Escobar —no lo digo yo, aunque estoy de acuerdo— estos valores son: Transformación (los reformadores con sus aciertos y errores abrieron un camino espiritual que influyó en la historia y la sociedad), Regeneración (el mensaje clave de la Reforma es la persona del Señor Jesucristo como fundamento de fe y amistad personal con Dios), Progreso (la Reforma traspasó las fronteras de la religión, abriendo un camino con la ciencia, la economía, la educación, la política y la atención social en Europa y en el mundo), Reconciliación (la iglesia debe asumir la misión de reconciliación con Dios y con los semejantes, trabajando nuestro entorno natural y social para conseguir una cultura de convivencia con los derechos humanos y la paz), y Revelación (la difusión de la Palabra de Dios en el lenguaje del pueblo y para el pueblo sin imposiciones dogmáticas, sino, defendiendo su interpretación científica, y reconociendo su autoridad como norma de fe, fuente de iluminación y dirección personal).

Este nuevo prisma, junto a los que conocemos, nos recuerdan nuestra responsabilidad como creyentes de no servirnos o enriquecernos a nosotros mismos, sino, a compartir nuestros conocimientos con el prójimo, sean creyentes o no creyentes: «Id por todo el mundo y predicad el evangelio a toda criatura» (Marcos 16:15).

BREVE RECONOCIMIENTO
No debemos olvidarnos de nombres como los de Henry Dunant (fundador de la Cruz Roja), William Wilberforce (movimiento contra la esclavitud), o Dietrich Bonhoeffer (resistencia contra el nazismo), porque ellos son ejemplo en nuestras vidas y nos recuerdan que debemos continuar con lo que ellos iniciaron en favor de la libertad y la justicia social, esto es, testificar de Cristo, con fe y, después, con obras —en este orden.

PUNTO FINAL
Y para concluir, un deseo: ¡Quiera Dios que este 500 aniversario no sea solo un mero acto histórico donde recordemos el inicio de la Reforma sin más, sino, que nos sirva de trampolín para enriquecernos en Cristo y para Cristo; que sea un sólido compromiso de amor para nuestro prójimo, y que ensalcemos y honremos a nuestro salvador con denuedo y libertad, como solo Él se merece!

500 aniversario Alcázar

 

DATOS INFORMATIVOS DEL DÍA DE LA REFORMA

Título:        «Desde Martín Lutero hasta nuestros días (1517-2017)»

Día:            1 de noviembre de 2017

Lugar:       Teatro Auditorio Municipal de Alcázar de San Juan - C/ Lepanto, 17

Organiza:  Iglesia Cristiana Evangélica de Alcázar de San Juan - Amre (Asociación Ministerial Reformada de España)

Colabora: Excmo. Ayuntamiento de Alcázar de San Juan

 

AGENDA

11.30 h:  Llegada

12.00 h: ¿Qué fue exactamente la Reforma?
                José Moreno Berrocal

16.30 h: Relevancia actual de la Reforma
               José Moreno Berrocal

 

PARA MAS INFORMACIÓN
Teléfono 926 55 22 07

 

¡Os esperamos!
Será de mucha bendición el compartir con otros hermanos «perfectamente unidos en una misma mente y en un mismo parecer» (1 Corintios 1:10)

Soli Deo Gloria